Home / Noticias Variadas / ¿Qué pasaría con la reforma educativa si Jaime Saavedra sale del Minedu?

¿Qué pasaría con la reforma educativa si Jaime Saavedra sale del Minedu?

La mayoría de las reformas educativas no se frenarían, pero sí podría verse afectado el liderazgo del sector y la legitimidad del Congreso, que busca interpelarlo.

Si la eventual intención de interpelar al ministro de Educación, Jaime Saavedra —propuesta por Fuerza Popular por una supuesta mala gestión en la preparación de los Juegos Panamericanos del 2019— terminara en una censura y éste tuviera que dejar la cartera, los avances en el sector no se frenarían, como han especulado algunos miembros del oficilismo. La continuidad se debería a que muchos objetivos alcanzados en la gestión de Saavedra se iniciaron y continuaron en gobiernos anteriores.

“Ya se han generado objetivos de políticas públicas claros, hay un planeamiento de mediano plazo y un marco presupuestal con reglas claras de cómo asignar los recursos”, asegura Flavio Ausejo, profesor de la Escuela de Gestión Pública de la Universidad del Pacífico. Por ejemplo, los logros en aprendizaje en niños de inicial, primaria y secundaria han ido en aumento desde el 2008, y se han mantenido ciertos hitos, como los esfuerzos para que el inicio del año escolar coincida a nivel nacional y que todas las escuelas estén operativas en ese jaimesaavedra_ppkmomento.

Además, el presidente Pedro Pablo Kuczynski ha defendido al ministro Saavedra y su plan de gobierno incluye propuestas concretas al 2021 para mejorar la educación, como pasar del 43% actual al 67% en comprensión lectora y del 26% al 48% en comprensión lógico-matemática.

¿QUÉ PODRÍA PASAR?

Sin embargo, sí podría darse un eventual retroceso en la reforma universitaria, pues ésta recién ha sido puesta en marcha y las universidades se están adecuando a la misma, aunque Flavio Ausejo precisa que dependería, en gran medida, de quién reemplace a Saavedra en el cargo.

La Ley Universitaria se aprobó hace dos años y aún hay 52 universidades, entre públicas y privadas, que están en proceso de evaluación de documentos para adecuarse a la norma, según la Superintendencia Nacional de Educación Superior (Sunedu). El proceso de evaluación tiene tres etapas: la evaluación de documentos, la visita presencial y la verificación. Sólo siete universidades privadas tienen ya licencia de funcionamiento.

Por ser una reforma reciente, la Sunedu tampoco tiene aún indicadores que puedan medir el éxito de la misma, por lo que resulta más viable atacarla.

El congresista Mauricio Mulder, del Apra, ya adelantó que su bancada presentará un proyecto para modificar la Ley Universitaria para que la Sunedu no dependa del gobierno, aunque asegura que no busca derogar la norma.

También podría frenarse la educación intercultural bilingüe, que busca conservar la diversidad de lenguas en el Perú. “Ya se han logrado técnicas para que se pueda enseñar en un salón [de clases] prácticamente todas las lenguas originarias con una población relevante”, asegura Ausejo. Sin embargo, una administración menos sensible a estos temas podría afectar la reforma.

Forzar la salida de Saavedra —y reemplazarlo con alguien que no continúe con las reformas— podría ocasionar conflictos sociales, sobre todo por parte de los gremios estudiantiles, y afectar la legitimidad del Congreso, ya que iría en contra de la percepción positiva de la ciudadanía sobre una mejora en el sector educación, según Noelia Chávez, socióloga de la PUCP, especialista en política educativa. “Los gremios estudiantiles y los sindicatos de docentes podrían preocuparse y sentirse vulnerados en varios de los derechos que están empezando a ganar”, precisa.

Saavedra tiene 84% de aprobación y, aunque ha bajado seis posiciones respecto al 2015, aún figura en el ranking de los peruanos más poderosos del país, según la última Encuesta del Poder publicada a mediados de septiembre por esta revista. El 83% de peruanos apoya la existencia de la Sunedu y el 84% está a favor de que el Estado fiscalice estándares básicos de calidad de las universidades, según Ipsos Perú.

Para el director del Instituto de Estudios Peruanos, Ricardo Cuenca, el mayor problema sería la pérdida de liderazgo en el sector. “El ministro Saavedra ha colocado la educación en la agenda pública… En un país en el que los liderazgos son importantes por la precariedad de las instituciones [el suyo] es importante”, asegura.

A inicios de esta semana Saavedra detalló ante el Congreso las mejoras que llevará a cabo en su sector, así como los planes para llevar a cabo los Juegos Panamericanos del 2019, según los cuales las obras sí estarán listas para la inauguración del evento, entre julio y agosto del 2019.

Semana Economica

Acerca de Sindicato PUCP

Te puede interesar

¿Cómo administrar el fondo que voy a poder retirar de la AFP?

Al disponer de sus ahorros previsionales, el jubilado se hace de la responsabilidad de asegurarse …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *